sábado, 31 de octubre de 2015

Día Cuatro

Día Cuatro

Cuando abrió los ojos pensó en algo muy peculiar, se dio cuenta que en realidad llevaba días sin dormir, llevaba dos días completos sin dormir, todo el tiempo se la pasaba haciendo algo, pensó en que pese a todo seguía cumpliendo en la casa y la escuela, de hecho se dio cuenta que él tenía 10 horas más que las personas normales pues aunque su cuerpo descansaba e incluso moría su mente estaba activa todo el tiempo, así que se propuso no solo usar los cuerpos de los demás, sino aprovechar esta oportunidad para pensar un poco más pues a Donan le encantaba pensar, después de esto hizo lo de costumbre, se vistió, desayunó, se fue a la escuela, paso cerca de la casa del Doctor, e inicio las clases, como a cualquier estudiante la mayoría de las clases le parecían aburridas, así pasaron todas sus clases, la mayoría dejaron tarea y algunas eran para el día siguiente pero no era nada del otro mundo, sabía que en la tarde podría hacerlas, salió de la escuela y volvió a casa con ese dolor de cabeza que pocas veces lo dejaba tranquilo pero eso sí, no estaba cansado al menos del cuerpo, durante la tardé ayudo en casa a barrer, ordenó su cuarto, comió, hizo su tarea, miro la televisión un rato y se fue a dormir como a las diez y media de la noche, tardó un rato con los ojos cerrados pero finalmente llegó la hora de morir.